miércoles, 1 de octubre de 2008

397. Llamado a la solidaridad


M
e gusta mi nombre. (Aunque de pibe llegué a detestarlo por esto.)

Abel es cortito y contundente, aceptablemente original. E incluso tiene olor a una bondad bíblica que uno se encarga de aventar con prolijidad obsesiva.

Además, en mi caso se agrega un toque de orgullo linajístico porque soy el tercero consecutivo. Y no seré el último: los que me conocen bien saben que cuando tenga un hijo va a heredar el nombre, y que siempre fantaseé con el día en que entre en el Monumental con las piernas de Abelito colgando de mis hombros.

Pero el asunto es que me gusta mi nombre. Excepto por una cuestión de índole alfabética, digamos, y vinculada a la masificación de la telefonía móvil.

Me explico. Resulta que en casi tooooooooooodas las agendas de los celulares estoy primero. Y a partir de ese dato es muy fácil intuir qué pasa: pasa que te agarra el aparatito el nene o en tu cartera lo activa el estuche de cosméticos o te rascás por afuera del pantalón, ¿y quién es el boludo que recibe el llamado involuntario?

El primero de la lista. Abelito.

Y Abelito tiene un poquito los huevitos sequitos de que le suene el teléfono un martes a las 7 de la mañana, ponele.

Una de dos:

acuérdense de bloquear el teclado, o

creen un contacto fantasma llamado Aarón.

Pero no me jodan más. Entiendan. Estoy llamando a la solidaridad. Atiendan.

13 comentarios:

Anónimo dijo...

para mi tmb es un hermoso tu nombr5e... y ya hice un aaron en mi celu por las dudass :) besotes!! M

diego dijo...

Buenisimo!!! Yo tengo un adrian antes que te salva las papas. Pero hay un pibe del diario que ha llamado a un abel que es gerente de no sé que cosa a las 7 am, bien bien puesto.

Anónimo dijo...

JAJAJAJA me hiciste cagar de risa. Es que mi hermano se llama Aaron (sin acento) y le pasa lo mismo.
Le llegan todo tipo de propuestas increíbles tipo:
-- "mañana comemos las corvinitas que pescamos ayer".
Y mi hermano jamás fue a pescar.
-- "¿cómo andás mi vida?"
Menos mal que no tiene novia.
-- "¿estudiaste para el parcial de mañana?"
Aaron ya se recibió.

Los llamados a cualquier hora son moneda corriente.
Muy buen post.

Franco P.

alejandro dijo...

Che Abel, pasame tu numero. Un amigo se llama Abelino y esta cansado que me rasque la gamba y lo llama....
Creo q es hora que te toque a vos!!!jajajaj

Ale ( el negro)

AEZ dijo...

M: bueno, muchas gracias. Uno menos, jejeje. Beso.

Diego: ¿cómo es que un "Adrián" está antes que un "Abel"? ¿En qué configuración tenés la agenda: en arameo? Abrazo.

Franco P: uh, a tu hermano no le queda otra que pedir que inventen un contacto "AAA", con permiso de López Rega...

Ale: jejejeje, no, dejá, ya he tenido demasiado... Abrazo.

diego dijo...

Porque te tengo como AEZ, que es Abel pero en arameo.

AEZ dijo...

Diego: aaaahhhhhhhhh, ahora sí; me había olvidado de que hasta en tu blog figuro como "AEZ". ¿Cómo se dice "pancho" en arameo?

Anónimo dijo...

jejeee...en el mío estás primero, cuando leí esto me fijé y confirmado AEZ, asi figuras, che! y entiendo no hay dos! Mon dieu!! aunque me parece te salvas de algo, si cambiaste de número, estoy desactualizada, o sea, no te voy a desvelar en tus madrugadas, jeee! igualmente no jugaría a llamarte, para qué despertar a la fiera...
ahh...y coincido es un hermoso nombre, sin dudas, y hay que poder llevarlo sin carga.Je.
A bientôt, cher Abel!!
grosses baisers
Gurisa

AEZ dijo...

Gurisa: confío entonces en que tu lápiz labial no discará mi número a las 7 cualquier día de estos. ¡Cómo te afrancesaste! Beso.

Anónimo dijo...

Hola Abel! No te conozco ergo no tengo tu número asií que quedate tranquilo. Eso sí, seguí escribiendo que tu blog está muy bueno!!

AEZ dijo...

Anónimo: me alegro entonces por partida doble. Gracias y saludos. (PD: la próxima, ponete aunque sea un apodo...)

Anónimo dijo...

cuando uno se pone mayor empiezan a molestarle cosas que antes no, por ejemplo, la música alta, los ruidos molestos y que lo carguen porque se viste como un pendejo. La otra evidencia es empezar a hablar de tener hijos y de entrar a la cancha con ellos en los hombros y mucho peor heredarle el nombre y lo que es todavía un pecado mucho más imperdonable es hacerlo de river. Por suerte dicen que los pibes vienen más despiertos que en otras generaciones y va a saber elegir un equipo decente.

AEZ dijo...

Anónimo: cuántas evidencias de patetismo dejaste en un mismo mensaje. Felicitaciones.